El sueño de la casa propia, de madera, zinc, sin arquitectos, con tus manos, lágrimas, amor, puteadas y sonrisas.

martes, 16 de septiembre de 2008

los 8 de pinotea


Mientras trabajabamos con papá este último domingo, Oderay retrató a mi abuelo Eduardo, al "bisa" como ella lo llama.
Con esas fotos armé este tríptico.


La estructura ya va tomando forma. Levantamos los ocho postes que sostienen las "pérgolas" de mi habitación y el taller en la planta alta. Son de pinotea vieja, no se me ocurre cuán vieja, pero tuvimos que descartar los extremos apolillados. Calculo que el 80% de los materiales que tenemos son usados, y estamos reciclandolos. Ir armando esta casa, es ir pensando en cada material en particular. Cada uno de estos postes los pusimos luego de asegurarnos que la hermosa veta de la pinotea se luciera hacia el interior de la casa.


2 comentarios:

piedra papel y tijera dijo...

me hacen una para mi.......

Anónimo dijo...

hola! tambien vine x casa chaucha! que emocionante todo!! que suerte tienen de tenerse!!!